El Aceite de Oliva Global

La almazara toledana Casas de Hualdo cosecha premios en todo el mundo

La globalización significa llegar a todo el planeta desde la aldea. De lo local a lo global. Una almazara de un pequeño pueblo de Toledo, El Carpio de Tajo, envía tres muestras de su producto a la Competición Internacional del Aceite de Oliva Virgen Extra de Los Ángeles de 2012 y de vuelta se trae dos medallas de oro y una de plata. Esto es la globalización. Los galardones han tenido que cruzar el charco, circular por carreteras asfaltadas y traquetear por la pista forestal de la finca Casas de Hualdo hasta llegar al inicio de todo.

"Casas de Hualdo Almazara Olivo Olivar Aceituna Aceite"

El origen es el olivo. En 1996 el empresario Francisco Riberas comenzó a plantar estos árboles de la familia de las oleáceas en unos terrenos que había comprado diez años antes. La Denominación de Origen Montes de Toledo, que ampara la variedad cornicabra de Casas de Hualdo, destaca en su web que las características del suelo y del clima hacen que este latifundio de 3.200 hectáreas sea ideal para el cultivo. El río Tajo regala su agua; los inviernos son duros; los veranos, secos y muy calurosos. Llueve poco; los otoños son fríos pero no llega a helar.

La altitud también influye. Jesús Corcuera, director de la almazara, explica que la singular topografía, que va desde los 400 a los 600 metros, permite que los aceites sean más complejos ya que hay diferentes microclimas. “Estudiamos las parcelas para ver cuáles son las más propicias para cada tipo de aceituna”, declara.

"Casas de Hualdo Almazara Aceite de Oliva Aceituna"

Cornicabra, arbequina, picual y manzanilla. Cuatro variedades que, tras ser recogidas del árbol, son llevadas a lo que los árabes llamaban el lugar donde se exprime, la al-ma’sara. Disponer de una almazara propia permite a Casas de Hualdo presumir en su etiquetado de una “extracción en frío antes de seis horas desde la recolección”. La instalación, que fue inaugurada en 2009, tiene un diseño práctico y está construida en acero inoxidable. Su director afirma que “no querían los alardes que se ven en el mundo de la vid”, en referencia a los templos del vino. Este aceite se hace en una de las 243 almazaras que hay en Castilla-La Mancha, según datos de la Agencia para el Aceite de Oliva.

A parte de las monovarietales, Casas de Hualdo produce la edición especial Reserva de Familia. Se trata de un coupage elaborado por separado en los primeros días de la campaña que, en palabras de Enrique Vivas, responsable del departamento técnico, “pretende reflejar la pasión por el oficio y, sobre todo, el agradecimiento a la naturaleza por su generosidad”. Unos objetivos que se han visto recompensados con la medalla de oro en el campeonato de Los Ángeles y con la medalla de bronce en el China International Olive Oil Competition.

"Casas de Hualdo Almazara Aceite de Oliva Etiqueta Reserva de Familia"

Y no son los únicos premios que ha recibido esta pequeña almazara, situada entre colinas y prados de alfalfa y guisantes, que produce una media de 750 toneladas de aceite de primera calidad anuales. En 2010 ganó el concurso Románico Esencia, exclusivo para aceitunas arbequinas, y consiguió ser finalista en el premio Alimentos de España al Mejor Aceite de Oliva Virgen Extra.

La globalización nace en un olivo, se moltura, se centrifuga y se almacena. Luego se embotella y se distribuye. La globalización es untuosa, tiene el color del oro y un ligero gusto picante, aromas a tomatera y manzana verde.

Anuncios

Comenta!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s