Espaguetis a la Carbonara

Cuando Enzo Giuliano llegó a aquella pequeña mina de carbón vegetal de los Apeninos Centrales para hacerse cargo de la cocina, la Historia de la Gastronomía italiana le estaba esperando.

Enzo era conocido entre los carboneros como “l’inventore”, el inventor, por su capacidad de adaptarse a los pocos ingredientes con los que contaba y hacer con ellos platos extraordinarios. Era el mejor cocinero que había pasado por aquella mina de la región del Lazio.

Le gustaba comprar las materias primas de sus creaciones en el mercado del pueblo más cercano. Un día l’inventore vio que los huevos estaban muy baratos y se llevó todos los que había en el puesto. De camino a la mina pensó en combinarlos con el queso pecorino que sobró la semana anterior y mezclarlos con los espaguetis, la base de su cocina.

Pero antes de presentar aquel plato ante toda la mina, Enzo iba a hacer una pequeña prueba con tres de sus mejores amigos que siempre cataban las recetas antes que nadie.

Cuando los 400 gramos de espaguetis estaban casi listos, Enzo Giuliano batió dos huevos y la yema de otro con un puñado de queso pecorino rallado. Escurrió la pasta y volvió a introducirla en la cacerola. Aunque había apagado el fuego, esperaba que conservara la temperatura. Además, reservó un vasito con el caldo de la cocción. Con mucha concentración, echó los huevos batidos y el queso en los espaguetis y removió para que se mezclaran bien con la preparación.  Como estaban un poco secos, los remojó con un poco del agua que había reservado y volvió a remover rápidamente.

Antes de que los huevos cuajaran, Enzo sirvió la pasta. Nevó los cuatro platos con más pecorino y llamó a sus amigos a la mesa. Uno de ellos, el joven Salvatore Bergamo, propuso decorar los espaguetis con un poco de pimienta. “Es negra como el carbón. Será un homenaje a nuestra profesión”.

Y así, con la sencillez con la que surgen las tradiciones o los refranes, Enzo Giuliano, el cocinero de una mina de carboneros de los Apeninos Centrales, inventó los espaguetis a la carbonara.

"Espaguetis Bacon Carbonara Pasta Huevo Queso"

QUESO PECORINO

Es un queso de leche de oveja (pecora es oveja en italiano) de pasta cruda o cocida y sabor levemente especiado y picante. También se puede usar para la carbonara el queso parmesano.

EL BACON EN LA CARBONARA

Se cree que fueron los soldados norteamericanos los que introdujeron el bacon en la carbonara en el año 1945, cuando entraron en Italia, ya que tenían grandes cantidades de este producto. No es de extrañar que mejoraran el plato con trozos fritos de panceta.

ESPAGUETIS CON NATA

Es muy habitual presentar unos espaguetis a la carbonara hechos con nata. Los espaguetis con nata no son carbonara, ¡SON ESPAGUETIS CON NATA!

Cualquier parecido con la realidad es pura casualidad. Nunca existió un cocinero de una mina de carbón vegetal de los Apeninos Centrales llamado Enzo Giuliano; ni un carbonero llamado Salvatore Bergamo. O quizás sí.

Anuncios

2 comentarios en “Espaguetis a la Carbonara

Comenta!

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s